Cómo limpiar los cerámicos en forma rápida y sencilla

La cocina y los baños son lugares con una alta presencia de humedad y suciedad, y, por su naturaleza (es donde preparamos la comida y donde nos aseamos), con exigentes estándares de higiene. Es fundamental mantener una limpieza profunda diaria para evitar la aparición de hongos y bacterias, en particular en invierno, cuando la condensación del hogar es más común, producto de las bajas temperaturas exteriores.

 

En esta ocasión te daremos algunos consejos sobre cómo mantener a punto los cerámicos de pisos de cocina y baños.

 

Barre o aspira el suelo, y luego trapea con un limpiador especial para estos fines untado en un paño de algodón (que debes lavar después de cada uso y renovar permanentemente). Como aporte a la economía doméstica y al cuidado del medio ambiente puedes emplear poleras o ropa interior vieja; en vez de ir al basurero, las reutilizas.

 

En las junturas de las baldosas y en las esquinas se acumula suciedad difícil de eliminar, por lo cual te sugerimos recurrir a un método quizás algo antiguo pero muy eficiente: el cepillo de dientes viejo. Es muy cómodo, porque tiene mango y las cedras son flexibles, por lo que puedes llegar a los lugares más recónditos; además, te permite reutilizar (con todo lo que eso significa). Mójalo con agua tibia y lejía, siempre con guantes para proteger tus manos. Para las manchas más rebeldes prueba con vinagre y bicarbonato.

 

Por último, para sacar brillo, puedes echar limpia-vidrios al paño de algodón y frotar el suelo. Después te recomendamos pasar un nuevo paño seco para eliminar cualquier rastro de líquido detergente.

 

Inmobiliaria IAVB – Concepción

#propiedades #inmobiliarias #departamentos #mantencion #limpiezahogar #ceramicos #pisos #cocina #baños #terraza

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *