Las ventajas de comprar en blanco

La venta en blanco consiste en adquirir un departamento antes que se empiece a construir el edificio. El proyecto existe y cuenta con el permiso de edificación (te recomendamos siempre verificar esto en la Dirección de Obras del Municipio correspondiente), pero aún ni siquiera se ha comenzado con los trabajos de excavación. Debido a esto, los precios de las viviendas son más bajos que en verde o con entrega inmediata, incluso un 30% menores, y es que, en los dos a tres años que se demora la construcción, el inmueble va generando plusvalía.

 

Esto trae importantes ventajas para la empresa inmobiliaria, ya que asegura la venta anticipada de su proyecto. El comprador, por su parte, también se ve beneficiado y en varios aspectos, no sólo en el acceso a un precio reducido. Al haber más disponibilidad de unidades, puede elegir la que más le guste en ubicación, orientación y modelo, y también puede definir el estacionamiento y la bodega de acuerdo a sus necesidades.

 

Otro factor muy atractivo para comprar en blanco es que se tiene más tiempo para financiar el pie. Puedes reunir el dinero y pagarlo de una vez al momento de firmar la promesa de compraventa, puedes solicitar un crédito de consumo a una institución financiera y cancelarlo en forma mensual, o puedes pactar con la inmobiliaria el pago en cuotas por el período de tiempo que falte para la entrega del proyecto. Esta última es una muy buena opción si no tienes ahorros previos; te permite llevar un orden en tus gastos y no aumenta tu carga financiera, ya que el pie se liquida antes que comiences con el pago de las mensualidades.

0 replies

Leave a Reply

Want to join the discussion?
Feel free to contribute!

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *